|

Pide ASF a gobiernos estatales garantizar auditores independientes

. El auditor Superior de la Federación, Juan Manuel Portal, hizo un llamado a los gobiernos estatales a garantizar la existencia de entidades fiscalizadoras superiores autónomas e independientes, debido a que todavía hay congresos que les dan recursos a cuentagotas o les imponen servidores públicos.

Planteó que esta independencia es benéfica porque representa “una base de gobernanza, un elemento generador de confianza y, por así decirlo, un blindaje institucional contra posteriores acusaciones de irregularidades con objetivos políticos”.

En la primera reunión plenaria del Sistema Nacional de Fiscalización aludió al escándalo ocurrido recientemente en San Luis Potosí, donde renunció el titular de la Auditoría Superior del Estado (ASE), José de Jesús Martínez Loredo, al descubrirse la extorsión de un alcalde mediante el uso de las auditorías municipales.

“Desafortunadamente hemos conocido a través de notas publicadas en medios nacionales sobre casos en los que se han dado indicios sobre la sujeción de auditores superior estatales a los intereses del titular del Poder Ejecutivo o la injerencia partidista, los cuales han devenido en posibles actos de corrupción”, advirtió en las instalaciones de la ASF.

En un video difundido por el diario local Pulso, el diputado panista Enrique Flores Flores explica al alcalde de Ébano, Crispín Ordaz, cómo él y otros legisladores de PRI, PVEM y PRD, en colusión con la ASE, piden a los ediles, en cuyas cuentas hay irregularidades, entre 10 y 20 por ciento de los montos que dicho órgano solicita aclarar a cambio de “limpiar todo el cagadero”.

Después en entrevista se quejó de que los gobiernos estatales limitan la independencia de los auditores. “No les deja decidir estructura o uso de recursos. Algunos congresos estales les dan recursos a cuentagotas, no les autorizan contrataciones o imponen servidores públicos en sus etsructuras. Eso ocurre en San Luis Potosí y otros estados”.

En el caso de San Luis Potosí dijo que el ex auditor “tuvo una pésima actuación. No ha aclarado nada. Simplemente renunció y había poca participación de él en nuestras reuniones”.

Por otra parte, la titular de la Secretaría de la Función Pública, Arely Gómez, reconoció que el Sistema Nacional de Fiscalización enfrenta riesgos como la inconsistencia del marco legal entre la legislación federal y de las entidades.

Dijo que también hay riesgos normativos técnicos y operativos para la debida implementación de la plataforma digital, así como insuficencia financiera o falta de profesionalización en los diferentes niveles de gobierno.

 

La Jornada

Deja tu comentario