|

Frente frio genera alivio en temporada de quemas.590 informes de incendios de mil 514 hectáreas,

El frente frío número 33 está permitiendo el descenso de la temperatura y generando alivio en la temporada de quemas, informó el director Técnico de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) en Yucatán, José Luis Acosta Rodríguez.

Durante la segunda reunión de trabajo del grupo directivo del Comité Estatal de Prevención y Combate de Incendios Agropecuarios y Forestales, el funcionario añadió que esta condición posibilita la presencia de lluvias en algunas zonas del territorio, lo que favorece al enfriamiento de las áreas de conflagración.

El pronóstico extendido para las próximas horas, indica que el establecimiento de una vaguada sobre la Península de Yucatán genera cielo medio nublado con potencial para lluvias, con intervalos de chubascos en los tres estados de la región y el oriente de la entidad, mencionó.

Por su parte, el director General de la Secretaría de Desarrollo Rural (Seder), Mario González González, en representación del titular de la dependencia, Juan José Canul Pérez, recalcó que la coordinación entre los tres niveles de Gobierno intensifica la cultura de la prevencióndurante dicha temporada, que inició el 15 de febrero y culminará el 22 de mayo.

De igual modo, hizo un llamado a la población a cumplir los requisitos estipulados en el calendario de quemas y en caso que detecten algún incendio, reportarlo de inmediato al número gratuito 9-1-1, ya que así, juntos podremos evitar sinestros.

La Unidad Estatal de Protección Civil (Procivy) ha atendido 590 informes de incendios de mil 514 hectáreas, principalmente en Acanceh, Kanasín, Cacalchén, Halachó, Huhí, Izamal, Muxupip, Oxkutzcab, Seyé, Tekantó, Tekax, Tekit, Ticul, Tixkokob, Umán, Valladolid y Chicxulub Pueblo.

Además, los registros por medio del 9-1-1 han sido 228, a través de los municipios 61 y en la base de los bomberos, 14.

El jefe de Protección contra Incendios Forestales de la Comisión Nacional Forestal (Conafor), Manuel Mora Ugalde, indicó que los incendios forestales registrados en Calcachén, Abalá, Dzilam de Bravo y dos en Tixkokob,  están en su fase terminal y la vegetación afectada es de pronta recuperación.

En la reunión estuvieron representantes de las Secretarías de la Defensa Nacional (Sedena), de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente (Seduma), y  de Seguridad Pública (SSP). También, de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), Conafor, Conagua y Pronatura.

Deja tu comentario